La improvisación libre se instala en el Festival de Jazz de Madrid

XXIX Festival Internacional de Jazz de Madrid (múltiples espacios). Del 2 de noviembre al 4 de diciembre de 2011.

E20111018_festival-jazz-madrid-improvisacionl Festival Internacional de jazz de Madrid, en su XXIX edición, y dentro del apartado “Jazz con sabor a club”, ofrece en el Bogui dos noches dedicadas a dos formaciones jazzísticas: Uz, trío de vientos (jueves 17/11) y el Quinteto de Cova Villegas (viernes 18/11) y dos noches con tres formaciones punteras de improvisación libre: Sin Red, cuarteto de poesía y música improvisada, Moon-Dos, dúo electro-acústico (sábado 19/11) y la Orquesta FOCO (representada en esta ocasión por 15 músicos), alma musical de la asociación Musicalibre y plato fuerte del festival Hurta Cordel (Festival Internacional de Improvisación libre), en todas sus ediciones (domingo 20/11).

La improvisación libre, actividad básica de la creatividad humana, ha tomado en los últimos años en Europa un protagonismo y una fuerza en determinados círculos y ambientes artísticos que contrasta con la indiferencia con la que es tratada por la mayoría de la instituciones académicas y culturales de nuestro país.

Estamos hablando de la improvisación libre, es decir, una improvisación no ligada a géneros musicales específicos, sino vinculada al lenguaje y la expresión personal, al propio instrumento, al sentido de lo colectivo como motor de crecimiento, a la confianza en el individuo, a un espíritu de igualitarismo. En fin, una actividad que quiere darle la espalda al capitalismo atroz que está sumiendo nuestras sociedades en la desesperación y la ruina.

Un aspecto de la improvisación que ha prendido en estos últimos años en Europa es la conducción y las orquestas de improvisadores. La conducción, un director que se sitúa al frente de una orquesta de improvisadores, existe desde hace más de veinte años y supone una novedad en la historia de la música contemporánea, ya que, mediante el uso y la interpretación de una serie de señales – un lenguaje de signos para improvisadores-,  establece un vínculo entre la composición escrita y la improvisación. Pero estas señales, a su vez, permiten una interpretación flexible y dan la oportunidad a los improvisadores de trabajar con su propio lenguaje, al mismo tiempo que deben ser interpretadas adecuadamente, según el contexto musical del momento. Indican maneras de comportarse dentro de un contexto de improvisación colectiva.

Las cinco propuestas programadas en el Bogui son proyectos vinculados a la asociación Musicalibre, en cuanto que están formados por socios de la misma. Esta asociación, con mas de quince años de existencia, es el colectivo más activo en España en el desarrollo y la programación de la improvisación libre.

[Información proporcionada por la Asociación Musicalibre]

Información

Festival Internacional de Jazz de Madrid
Web: http://www.esmadrid.com/festivaljazz/

Referencias

Creative Commons License

Etiquetas:, , , , , ,

PARTNERS

Publicidad

Nube de Tags